La Romantica 92.9 FM

Entérate

¿Puntas abiertas? 7 remedios caseros para reparar tu cabello

Uno de los principales problemas que tenemos las chicas con nuestro cabello son las puntas abiertas, solemos creer que la única solución para terminar con este asunto es cortarlo pero tranquilas, aquí te dejamos 7 remedios caseros fáciles de hacer para reparar tu cabello.

Remedio #1

Necesitamos:

– Dos cucharadas de aceite de almendras o de oliva
– Una cucharada de miel
– Un poco de mantequilla caliente

Para la aplicación de esta mascarilla podemos usar tanto un bote de plástico con dosificador como brocha. Este tratamiento se realiza desde la mitad del cabello hacia las puntas. Una vez aplicada la mezcla, con un coletero nos recogemos el cabello y lo dejamos actuar entre 20 o 30 minutos. Después, lo enjuagamos dos veces con champú y ya estaría listo.

Remedio #2

Ingredientes:

– Dos cucharas de azúcar moreno
– Una cucharada de aceite de almendras
– Una cucharada de aceite de argán

Debemos mezclarlo todo perfectamente bien. Tomamos poco a poco y masajeamos nuestro cuero cabelludo en forma de círculos. Después echaremos una segunda mascarilla:

– 1/4 de taza de aceite de oliva
– 1 cucharada de miel de maple
– Medio plátano maduro
– Media taza de agua
– 3 cucharadas de limón
– 2 cucharadas de miel de abeja

Licuamos el plátano, después en un bolmezclamos todos los ingredientes. Lo intentamos integrar de la mejor forma posible. Después, encendemos el fuego de la cocina y calentamos la mezcla hasta que quede un poco más espesa. Cuando se enfríe, debemos ponerlo de medios a puntas con un peine o con las manos. Después con un gorro de baño, nos cubrimos el cabello, esperamos un tiempo. Una vez finalizado el tiempo de espera, en el baño, nos enjuagamos el cabello dos veces y ya estaría listo.

Remedio #3

Los ingredientes que precisaremos son:

– Mantequilla
– 1/2 vaso de vinagre
– 1/2 cucharada de jugo de limón
– 500 ml de agua tibia

Hacemos una mezcla con el vinagre, el jugo limón y el agua tibiaAplicamos la mantequilla en las puntas y las cubrimos con una toalla húmeda tibia. Lo dejamos actuar 15 minutos y lo lavamos con la mezcla anterior.

Remedio #4

Necesitaremos:

– Aceite de almendras
– 1 Huevo
– 1 cucharada de miel

Mezclamos el aceite de almendras con un poco de huevo batido y una cucharada de miel. Lo aplicamos dos veces por semana sobre las puntas y verás como se irá mejorando tu cabello.

Remedio #5 

– Medio limón
– Yogur natural 

Este remedio es muy simple. Mezclamos un yogurt con el zumo de limón en el recipiente. Lo echamos sobre el cabello y dejamos actuar 15 minutos.

Remedio #6

– Yema de huevo
– Tres cucharadas de aceite de oliva extra virgen
– 1 cucharada de miel, cuánto más pura sea, mejor

Debemos mezclar los tres ingredientes bien. Dividimos en dos nuestro cabello. Después, la primera sección la desenredamos muy bien, sobre todo en la zona de las puntas. Una vez hecho esto, la volvemos a separar en dos secciones y aplicamos la mezcla en las puntas, haciendo énfasis sobre esta zona. Cuando hayamos terminado, nos ponemos un gorro, damos un poco de calor con ayuda de un secador o al sol, y lo dejamos reposar durante una hora. Ya pasado el tiempo, nos enjuagamos el cabello. Y para finalizar, podemos usar un poco de aceite de argán para mantenerlo siempre sano.

Remedio #7

– Aceite de oliva
– Vitamina E, en cápsulas 5
– Aceite de argán 100% puro
– Acondicionador que usamos

Necesitamos un bol para hacer la mascarilla, una brocha y un medidor o cuchara. Aplicamos nuestro aceite de argán

, después usamos el aceite de oliva. Abrimos las cápsulas de Vitamina E y lo echamos. Y por último, el acondicionador. Lo mezclamos todo muy bien y comenzamos a aplicárnoslo de la mitad a las puntas. Para ello, debemos tener el pelo húmedo. Podemos hacerlo en secciones o por todo el cabello. Nos aseguramos que el producto quede en el cabello bien puesto. Lo masajeamos y lo calentamos con nuestras manos.

Lo dejamos alrededor de 15 o 20 minutos. Luego, lavaremos nuestro cabello y nos echamos un poco de acondicionador. Cuando ya lo tengamos limpio, aplicamos tres gotitas del aceite de argán. Ya estaría listo, podemos secarlo o dejarlo al aire.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *